Detrás de la puerta - una obra de T Newfields

Detrás de la puerta:

Una reevaluación de la idea de monstruosidad

Hay un ente en mi armario,
esperando a que alguien abra la puerta.

Está golpeando las paredes,
forcejeando con la cerradura y gritando,
"¡Sáquenme de aquí!
¡No me dejes encerrado!"

Pobre canalla:
¡qué solo debe estar sentirse!
¿No hay nada que podamos hacer por él?

Ten compasión.
Todo lo que ese ente quiere
es un brazo para masticar
o alguien con quien compartir sus cerebros.

No tengas miedo de las criaturas
llamen a tu puerta.
Si sobrevives al encuentro
e harás más fuerte.

Los verdaderos monstruos
sonríen seductoramente por televisión,
lavando el cerebro de multitudes
en la creencia de que el consumismo masivo
y el militarismo promueven la prosperidad.
Wan-Sze: (tosiendo) Este tipo es raro.
Will: Bueno. La no-conformidad creativa es saludable.
Nadia: (levantando las cejas) ¿Saludable para quién? Con demasiada facilidad, la no conformidad se convierte en mero caos.